PrincipalSector Gamer

Castlevania Netflix: Laberinto

CONTIENE SPOILERS. LEED BAJO VUESTRO PROPIO RIESGO

Trevor explora las catacumbas de Gresit, buscando al oráculo. Tras seguir el sonido de unos pasos, termina por caer en lo más profundo. De inmediato se prenden las lámparas, como por arte de magia. Explora el lugar y ve muchas estatuas, entre ella las de un oráculo… Entonces, se le aparece un cíclope. Todo tiene sentido para Trevor: el Cíclope transforma en piedra a las víctimas del poder de su ojo.

Trevor logra herirlo en el pecho, pero aún así no es suficiente. Así que tras una serie de maniobras y movimientos llenos de agilidad, logra vencerlo al hundí su espada corta directamente en su ojo. Una vez derrotado, las estatuas se transforman. Belmont atrapa al oráculo antes de que se desvanezca. El oráculo no es otro que el nieto, más bien, nieta del Anciano. Y, sí, adivinaron, se trata de Sypha Belnades. Se viste de hombre por seguridad durante los viajes. Sypha insiste en querer buscar al Soldado, pero Trevor le dice que no hay tal. Sino que la leyenda eran una trampa del Cíclope para atraer a incautos.

 

Regresan con el resto de los oráculos. Sypha no deja de insistir en la leyenda de Soldado Durmiente. Trevor, fastidiado, le dice que el interior de las catacumbas es tal y como describía su bisabuelo al castillo de Drácula. Insiste que los oráculos dejen la ciudad y se marcha prometiendo volver antes de que eso suceda. Mientras camina buscando comida y cerveza, es interceptado por los sacerdotes a los que hirió salvando al oráculo. Le informan que el Obispo el mismo que quemó a Lisa quiere verlo en la Iglesia, a pesar de la excomunión.

El Obispo quiere que Trevor se vaya antes del anochecer. También quiere masacrar a los oráculos y así evitar que los demonios ataquen Gresit. Belmont replica que él sabe quién es el verdadero responsable de estos ataques, pero el Obispo no cambia de opinión: si cumplieran con lo que manda Dios, eso no hubiera pasado. Lisa se alejó de la palabra de Dios y por eso tuvo ese fin. Agrega que, si cumple con irse, podría discutirse el asunto de la excomunión. Aunque Trevor le dice que eso no le compete por su jerarquía inferior, nos damos cuenta que el Obispo quiere convertirse en la Iglesia y único poder en Valaquia.

Trevor va con oráculos y les dice que tienen que irse porque el Obispo los asesinará para así salvar a Gresit. Sin embargo, los oráculos deciden quedarse. Trevor insiste en que se marchen. La gente cree que ellos son los responsables de los ataques., de nada sirve el sacrificio. Sin embargo, el Anciano le dice que se quedan no sólo para cuidar a la gente, sino para luchar por su reputación. Algo de lo que huyó Trevor y por eso la Iglesia lo derrotó, porque nunca luchó contra ellos Así que ellos se quedarán a luchar por Gresit, el conocimiento y por el alma de la gente. Si Trevor quiere irse, es libre de hacerlo. Trevor responde que los que se irán serán ellos.

Anochecer. La gente de Gresit va con palas, picos, palos, trinches, lanzas y demás armas a la casa en la que se refugian los oráculos. Tiran la puerta y, para su sorpresa, es Trevor el que los espera. Éste se descubre como un Belmont y decide atacar a los miembros del clero, mientras desarma de la muchedumbre que le persigue.

Mientras cae la noche, el ejército de Drácula se apresta para atacar.

 

Continúa en Castlevania –  Review del Capítulo 4

Anterior nota

Castlevania Netflix: Monumento

Siguiente nota

Castlevania Netflix: Necrópolis

Silverlune24

Silverlune24

Historiadora de profesión. Geek, nerd, friki, noña, etc., por convicción. Apasionada de los deportes, historia, cine, cultura, anime, manga, videojuegos y caricaturas. Old school all the way.

Nadie ha comentado :(

Leave a Reply